Funcionaras del Hospital de Calbuco ganan demanda al Servicio de Salud del Reloncaví.

0
298

Tres funcionarias y un funcionario del Hospital de Calbuco, que fueron despedidas por el Servicio de Salud del Reloncaví en agosto del 2019, deberán ser reintegrados y se le deberán pagar sus ingresos correspondientes, tras fallo de la corte suprema.

 Los funcionarios fueron despedidos en agosto de 2019, entre ellas tres mujeres que hacían uso de su post natal. Por ello, junto a la Fenats iniciaron un proceso legal que finalizó este miércoles 20 con el dictamen de la corte suprema que ordena su reintegro y el pago de los sueldos no cancelados en este periodo.

Las afectadas, acompañadas de su Abogado, marco Silva, los Dirigentes de la Fenats, Claudio Kappes y Octavio Vargas, además del concejal Oscar González, llegaron hasta el servicio de salud para entregar el fallo al director del Servicio de Salud, Jorge Tagle.

En la oportunidad, Yessica Argel, técnico paramédico, una de las afectadas, relató la situación que sufrieron y su satisfacción por el fallo, “hoy estamos un poco más tranquilas y contentas por lo que se ha logrado, gracias a los abogados, dirigentes y la gente que nos ha acompañado, igualmente nos causa inquietud, que estas personas sigan al mando y puedan volver a vulnerar los derechos de los trabajadores.  Esto es un comienzo, para que nunca más nos atropellen ni vulneren nuestros derechos, vamos a seguir luchando para que esta gente pague por lo que hizo. Nos dañaron sicológicamente, dañaron a nuestras familias, fueron muchos meses de daño, de llorar, uno se llega a cuestionar porque pasa eso con uno. No entiendo el criterio del sr Tagle, que siendo médico como puede pasar a llevar los derechos de sus funcionarios”.

Por su parte Marco Silva, abogado de las funcionarias, pidió se establezcan responsabilidades en este atropello, “este proceso fue largo y difícil, en exceso, esperamos mucho, la causa estaba fallada desde enero. estamos muy contentos, sobre todo porque durante todo el perjuicio que se les causó a los funcionarios del hospital de Calbuco, la corte pudo demostrar de forma fehaciente, que existió una discriminación arbitraria en el ejercicio de la función pública. Esto no es menor, esto debe llevar responsabilidades y reflexiones, un servicio público y un funcionario público como es el Sr Tagle, debe como norma fundamental, debe respetar la constitución, que tenga un uso de atribuciones discrecionales, no significa que sean arbitrarias y hoy la corte establece eso. Es un triunfo también del sector gremial, de los dirigentes, no nos olvidemos que hubo una toma, una huelga de hambre, familias que sufrieron que estuvieron sin sueldo, en algunos casos eran la entrada principal de la familia”.

Los dirigentes de la Fenats, aplaudieron el fallo, “se terminó el abuso y el sufrimiento, porque se despidieron injustamente, de manera arbitraria, por parte de este gobierno, de la autoridad que lo representa, el Señor Jorge Tagle Alegría, Director del Servicio de Salud, a 4 trabajadores, por el delito de haberse enfermado y a ver hecho uso de su derecho legal a licencia médica. Habían centenares de trabajadores en ese Servicio de Salud, que habían hechos uso de licencias médicas por más de 180 días en dos años, pero sin embargo a estas cuatros personas, tres de ellas mujeres, las despidieron.  Nos contactamos con el señor Intendente y la seremi, quienes se comprometieron a solucionar el problema, no hicieron nada. Nos pidieron que bajemos las movilizaciones, lo hicimos, pero aun así, al día siguiente permitieron que se consumara este abuso”, Presidente del Gremio en la comuna de Calbuco.

Finalmente, Octavio Vargas, secretario de la Fenats, señaló que el servicio usó resquicios para despedir a las funcionarias,“la corte suprema dice, que en primer término, la manera de notificar a esta personas fue la última que dice la legalidad, ellos omitieron de manera intencionada notificar esto de manera personal, a través de la oficina de partes o buscándolos en su domicilio, usaron una carta certificada que en muchos casos ni siquiera llego a los domicilios. La corte dice que no tuvieron como defenderse. También señala que Compín actuó bien, investigó y determinó que su salud era recuperable, aun así el Servicio de Salud determinó que las iba a echar igual. Dicen los ministros que el uso de licencias médicas no algo culposo, la constitución permite que la gente se enferme y después se recupere, pero eso no fue observado por este director.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí